Aumentan las limitaciones para aquellos que sigan utilizando Windows 10 sin activar

Microsoft va a implementar cambios relativos a la moderna barra de tareas que se incluirá con una de las grandes actualizaciones de este año.

Windows 10 es el sistema operativo más abierto que ha lanzado Microsoft en toda su historia, permitiéndonos personalizar multitud de aspectos como botones, ventanas, fondo de pantalla y hasta la barra de tareas, pero las cosas podrían cambiar durante próximas actualizaciones.

Es que los de Redmond están preparando cambios tanto para el aspecto general del sistema operativo como también relacionado con la interfaz, y según parece se estrenará un diseño más moderno y actualizado de la barra de tareas y también del menú de inicio.

Tal como reportan desde Windowslatest, desde hace unos días está disponible la última versión de prueba de Windows 10 en el canal de desarrolladores bajo una serie de cambios en el menú de la barra de tareas que pueden variar según se tenga o no una licencia activa del sistema operativo.

Una de las nuevas opciones en las que está trabajando Microsoft es darnos mayores opciones a la hora de interactuar con el botón derecho del ratón sobre aquellas aplicaciones que estén en la barra de tareas. Ahora si hacemos clic derecho en programas que tengamos en la barra de tareas como el Bloc de notas observarás que nos aparece un menú contextual donde nos salen todos los archivos que hemos abierto recientemente, y si hacemos clic derecho sobre estos mismos archivos contaremos con mayores opciones.

Una de las opciones contempladas es la de abrir archivo, abrir la carpeta de origen, editar archivos, imprimir archivos, y conocer las propiedades del mismo. 

La novedad que se está probando es la posibilidad de activar o desactivar opciones que aparecen cuando hacemos clic derecho sobre la barra de tareas. Con ello desaparecerían opciones insulsas como la gestión de la muestra o no de los botones como el de Cortana o el de la vista de tareas. No desaparecerán del todo, porque seguirán estando disponibles pero a través del menú de configuración donde podemos cambiarlas.

Lo que pretenden los de Redmond es hacer un poco más limpia esta enorme ventana que nos aparece al hacer clic derecho sobre la barra de tareas.

Sin embargo, si no cuentas con una licencia activa del sistema operativo, no vas a poder acceder a la personalización de la barra de tareas dentro del menú de configuración de Windows 10, con que no podrás gestionar las opciones exclusivas que se hayan pasado a esta zona como las mencionadas de mostrar botón de Cortana o mostrar botón de vista de tareas.

Tampoco podrías ver la opción de mostrar texto al lado de los iconos o incluso variar la ubicación de la barra de tareas, con lo que te aconsejamos encarecidamente que siempre estés bajo una licencia activa de Windows 10.

Fuente: ComputerHoy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.